copy the linklink copied!Guía del lector

copy the linklink copied!Ronda de monitoreo de la Alianza Global de 2018: Metodología

A diferencia de otros marcos mundiales de rendición de cuentas sobre la eficacia de la ayuda, el ejercicio de monitoreo de la Alianza Global se centra en la calidad de las asociaciones de desarrollo y no tanto en los resultados de desarrollo en sí mismos. El ejercicio de monitoreo de la Alianza Global reconoce que los distintos actores involucrados en el desarrollo representan distintos papeles y asumen distintas responsabilidades. Por esta razón, el ejercicio está liderado por los gobiernos de los países, es de carácter voluntario y tiene por objeto fomentar el diálogo entre múltiples actores interesados a nivel nacional, regional y global. Este ejercicio pretende fomentar cambios en la cooperación al desarrollo, recopilando evidencias nacionales sobre los avances y los retos encontrados. A partir de estos datos, los diferentes actores involucrados en el ejercicio pueden trazar un nuevo camino a seguir.

Los gobiernos de los países socios que optan de manera voluntaria por llevar a cabo el ejercicio de monitoreo en su país1 seleccionan un punto focal en el gobierno para dirigir el proceso. Este ejercicio liderado por el gobierno tiene por objetivo fomentar el diálogo entre múltiples actores interesados. La Guía de Monitoreo para Coordinadores Nacionales de 2018 (AGCED, 2018[1]) recomienda que los puntos focales gubernamentales colaboren en la recolección de datos con los representantes de agencias bilaterales y multilaterales de desarrollo, con la sociedad civil, el sector privado, los parlamentarios y otros actores relevantes con el apoyo y el asesoramiento del Equipo Conjunto de Apoyo OCDE-PNUD.

Los datos generados por el proceso de monitoreo han de ser validados por los múltiples actores involucrados en el ejercicio, lo que garantiza la calidad de los informes y contribuye a que se comprendan los avances y los desafíos existentes a la hora de cumplir con los compromisos de eficacia. Por este motivo, se anima a los puntos focales gubernamentales a que inviten a representantes de todos los grupos interesados a reunirse durante esta importante fase. Más de la mitad de los países socios (46 de 86) participantes realizaron el ejercicio como un proceso completo multilateral a nivel nacional integrado en los mecanismos nacionales existentes, con el liderazgo de un gobierno capacitado y dotado de recursos adecuados. Otros países (40 de 86), si bien están deseosos de participar en el ejercicio de monitoreo, llevaron a cabo el ejercicio con diferentes niveles de involucración de los diferentes actores de cooperación presentes en el país, dependiendo del contexto y de los desafíos específicos a los que se enfrentan.

El ejercicio de monitoreo ofrece varias ventajas: por un lado, brinda una oportunidad a los gobiernos para mejorar sus capacidades nacionales de monitoreo de la eficacia; por otro, sirve como punto de partida para movilizar y fomentar un debate con los actores involucrados sobre la calidad de la cooperación existente, estrechar relaciones y generar una mayor confianza. Para los socios de desarrollo, el ejercicio permite identificar en qué aspectos es necesario avanzar a fin de trabajar de manera más eficaz con los países socios, además de fomentar la búsqueda de soluciones conjuntas para los desafíos comunes. En el caso de los socios nacionales de desarrollo, el ejercicio les proporciona un único proceso multilateral para lanzar un debate con el gobierno y los socios internacionales y buscar soluciones para que las asociaciones de desarrollo sean más eficaces.

La Alianza Global basa su análisis en diez indicadores que reflejan la esencia de los cuatro principios para una cooperación eficaz al desarrollo. Algunos de estos indicadores surgieron en la Declaración de París sobre la Eficacia de la Ayuda al Desarrollo (OCDE, 2005[2]); otros se introdujeron en 2012 para captar las dimensiones más amplias del Acuerdo de Alianza de Busan, a petición de los países en desarrollo. En 2017 se llevó a cabo una profunda revisión de los indicadores, en consonancia con el mandato renovado de la Alianza Global para reflejar mejor los desafíos de la Agenda 20302. A lo largo de este informe se describe de forma general la metodología empleada para los diez indicadores (a menudo en un recuadro). Para conocer la metodología de monitoreo de la Alianza Global en mayor profundidad, pueden remitirse a los siguientes documentos : Guía de Monitoreo para Coordinadores Nacionales de 2018 (AGCED, 2018[1]), el Documento Técnico Complementario (AGCED, 2018[3]),la ronda de monitoreo de 2018: Miniguía de Socios para el Desarrollo (AGCED, 2018[4]) y los Términos de referencia indicativos para el Monitoreo para los Socios para el Desarrollo (AGCED, 2018[5]).

copy the linklink copied!Cómo leer este informe

A menos que se indique lo contrario, todos los resultados y conclusiones presentados en este informe se basan en los datos de la ronda de monitoreo de 2018 de la Alianza Global. Para las comparaciones con 2016, se utilizan los datos de la ronda de monitoreo de 2016. En el caso de 2011, se utilizan datos del monitoreo de la Declaración de París.

A modo de referencia y aclaración del lenguaje usado en el Informe de avances de 2019:

  • Los términos “País socio o territorio socio” hacen referencia a países en vías de desarrollo y los territorios que contribuyeron a la ronda de monitoreo de la Alianza Global de 20183.

  • Socio para el desarrollo” se utiliza para las agencias oficiales, incluidos los gobiernos estatales y locales o sus agencias ejecutivas, que proporcionan cooperación al desarrollo. También incluye los miembros del Comité de Ayuda al Desarrollo (CAD) y los socios bilaterales no pertenecientes al mismo, así como socios multilaterales de desarrollo, por ejemplo, bancos multilaterales de desarrollo y fondos verticales.

  • "Actores del desarrollo" se utiliza para referirse a la amplia gama de partes interesadas en el desarrollo. Esto incluye, por ejemplo, la sociedad civil y los socios de desarrollo definidos anteriormente y los socios de desarrollo no convencionales (por ejemplo, el sector privado y las fundaciones).

Todos los porcentajes referidos a los países socios deben interpretarse como proporciones de la muestra global de monitoreo de 2018, compuesta por 86 países socios, a menos que se especifique lo contrario. Algunos porcentajes describen un subconjunto de los 86 países socios.

Notas

← 1. Los Copresidentes de la Alianza Global iniciaron el ejercicio de monitoreo enviando una carta de invitación a los ministerios de los países socios para que participaran en la ronda de monitoreo de 2018.

← 2. La revisión se basó en el asesoramiento técnico de un grupo asesor de monitoreo, las lecciones aprendidas de la ronda de monitoreo de la Alianza Global de 2016 y consultas en línea. Más información disponible en el sitio web de la Alianza Global: http://effectivecooperation.org/monitoring-country-progress/global-partnership-monitoring-2-0/track-2-adapting-monitoring-to-new-challenges/.

← 3. Toda participación en este proceso y cualquier mención de un participante en el presente documento se realiza sin perjuicio del estado o reconocimiento internacional de dicho país o territorio.

Metadata, Legal and Rights

Tanto este documento, así como cualquier dato y cualquier mapa que se incluya en él, se entenderán sin perjuicio respecto al estatus o la soberanía de cualquier territorio, a la delimitación de fronteras y límites internacionales, ni al nombre de cualquier territorio, ciudad o área. Los fragmentos extraídos de las publicaciones pueden estar sujetos a descargos de responsabilidad adicional recogidos en la versión completa de la publicación que se encuentra disponible en el enlace suministrado.

https://doi.org/10.1787/ed0e092e-es

© OCDE, PNUD 2020

El uso del contenido del presente trabajo, tanto en formato digital como impreso, se rige por los términos y condiciones que se encuentran disponibles en: http://www.oecd.org/termsandconditions.